Apuntes Cuarto

La generación del 27

La generación del 27 la forman un grupo de amigos poetas que tienen muchas cosas en común: edades parecidas, formación universitaria, y conocen muy bien las novedades de la poesía europea. Algunos de los autores que la componen son: Pedro Salinas, Federico García Lorca, Vicente Aleixandre y Luis Cernuda.

Características

Unen lo mejor de la tradición y de la vanguardia. Los poetas del 27 suman las mejores características de la poesía clásica y de la moderna (precisamente se llaman generación del 27 por la conmemoración del tricentenario de la muerte de Góngora en 1627):

  • De la poesía medieval recuperan la gracia y la frescura del romancero y de las canciones medievales de tipo popular.
  • De Garcilaso, Lope, Quevedo y Góngora recogen la brillantez y la perfección del lenguaje, y el soneto como forma poética.
  • De Bécquer y de sus contemporáneos, Antonio Machado y Juan Ramón Jiménez, toman la necesidad de depurar la poesía y el poder del símbolo poético.
  • De las vanguardias se quedan con las posibilidades que ofrece el subjetivismo, la irracionalidad y la experimentación lingüística.

Consiguen el equilibrio entre hermetismo y claridad. Estos poetas son muy modernos en cuanto al lenguaje elegido, como las metáforas y comparaciones visionarias, pero equilibran este lenguaje irracional con formas métricas clásicas, como romances, canciones y sonetos.

Etapas

1ª etapa (1922-1928): Síntesis y poesía pura

Los poetas reflejan en sus obras una síntesis perfecta de tradición y vanguardia. También algunos poetas siguen la línea de la poesía pura que trazó Juan Ramón Jiménez.

2ª etapa (1928-1931): Época humanizada

El surrealismo se impone en muchos poetas del grupo. Entran así los temas personales, como la infancia, el amor o la denuncia social.

3ª etapa (1931-1936): Poesía social

Los poetas no son ajenos a los asuntos sociales y políticos de España. Muchos simpatizan con la Segunda República (1931) y reclaman una poesía sin pureza, pegada a los problemas de la gente.

4ª etapa (1936): Guerra Civil y exilio

Al estallar la Guerra Civil (1936) muchos poetas fueron perseguidos. Lorca muere asesinado en Granada en 1936 y la mayoría tiene que marcharse de España. En el exilio publican nuevos libros de poemas en los que la nostalgia de la patria perdida y el desarraigo son las notas dominantes en su poesía.

Autores

Rafael Alberti

  • Marinero en tierra (1925)
  • Sobre los ángeles (1929)
  • Entre el clavel y la espada (1940)
  • El poeta en la calle (1931‑1965)

Marinero en tierra

El mar. La mar.
El mar. ¡Solo la mar!
¿Por qué me trajiste, padre,
a la ciudad?
¿Por qué me desenterraste
del mar?
En sueños, la marejada
me tira del corazón;
se lo quisiera llevar.
Padre, ¿por qué me trajiste
acá?

Metamorfosis del clavel

Se equivocó la paloma.
Se equivocaba.

Por ir al norte, fue al sur.
Creyó que el trigo era agua.
Se equivocaba.

Creyó que el mar era el cielo;
que la noche, la mañana.
Se equivocaba.

Que las estrellas, rocío;
que la calor, la nevada.
Se equivocaba.

Que tu falda era tu blusa;
que tu corazón, su casa.
Se equivocaba.

(Ella se durmió en la orilla.
Tú, en la cumbre de una rama).

Pedro Salinas

  • Si me llamaras, sí
  • La voz a ti debida
  • Razón de amor (1936)
  • La forma de querer tú

Si me llamaras, sí

¡Si me llamaras, sí,
si me llamaras!
Lo dejaría todo,
todo lo tiraría:
los precios, los catálogos,
el azul del océano en los mapas,
los días y sus noches,
los telegramas1 viejos
y un amor.
Tú, que no eres mi amor,
¡si me llamaras!

La forma de querer tú

La forma de querer tú
es dejarme que te quiera.
El sí con que te me rindes
es el silencio. Tus besos
son ofrecerme los labios
para que los bese yo.
Jamás palabras, abrazos
me dirán que tú existías,
que me quisiste: jamás.
Me lo dicen hojas blancas,
mapas, augurios, teléfonos;
tú, no.
Y estoy abrazado a ti
sin preguntarte, de miedo
a que no sea verdad
que tú vives y me quieres.
Y estoy abrazado a ti
sin mirar y sin tocarte.
No vaya a ser que descubra
con preguntas, con caricias,
esa soledad inmensa
de quererte solo yo.

Vicente Aleixandre

Vicente Aleixandre es uno de los poetas que mejor entendieron el surrealismo en poesía. Recibió el Premio Nobel de Literatura en 1977.

En su poesía podemos destacar dos etapas:

1.ª etapa

Sus primeros libros están dentro del surrealismo; sin embargo, la íntima unión con la naturaleza permite entender el significado de sus metáforas visionarias. Muestra, gracias a las acumulaciones caóticas y a otros recursos surrealistas, la relación del ser humano con todo lo creado. Son de esta etapa La destrucción o el amor (1933) y Sombra del paraíso (1934).

2.ª etapa

El ser humano, capaz de sobrevivir gracias a la solidaridad entre las personas, es el protagonista, y la naturaleza pasa a ser el marco en el que transcurre la vida. De esta etapa es Historia del corazón (1954).

Luis Cernuda

  • La realidad y el deseo
  • Los placeres prohibidos (1931)
  • Donde habite el olvido (1932)
  • Las nubes (1940),
  • Poemas a un cuerpo (1950-1956)
  • Desolación de la quimera (1956)